Y Si Hablamos De Embarazo

Concurso de cambio ii Metafísica de mi familia en ingles

Todo que se decía sobre que se arrastran acerca del grado insignificante de su actividad vital, es completamente aplicable a los anfibios, que tienen también la sangre fría. La vida pública a ellos es desarrollada tanto poco; además, la preocupación de la posteridad a ellos es visible poco más, que a que se arrastran.

El cerebro de los anfibios tiene el mecanismo simple. Él tiene la forma alargada y consiste de dos hemisferios delanteros, el cerebro medio y el cerebelo que presenta al puente sólo transversal, y oblongo. La médula espinal es desarrollada mucho más fuerte, que de cabeza.

El canal digestivo es relativamente corto y simplemente convenido; él consiste del esófago largo, el estómago simple de paredes gruesas y el intestino trasero. Cerca de todos los anfibios el hígado de paletas, la vesícula biliar, el páncreas, los riñones y la vejiga.

El mecanismo del esqueleto de los anfibios es semejante hasta cierto sentido a los peces. A de los anfibios las vértebras completamente mismo, tanto como los peces; a otros se desarrollan las vértebras con por la cabeza delante y el hoyuelo detrás, que es condicionada la articulación completa. Los vástagos transversales de las vértebras cerca de todos los anfibios son bien desarrollados, pero los bordes presentes es ordinario no se desarrollan; en vez de ellos es los sólo pequeños apéndices de hueso o cartilaginosos. Los vástagos antes citados transversales a algunos son son muy largos y sustituyen los bordes que faltan.

Por el modo de vida y según el tipo exterior los anfibios tienen la semejanza grande, por un lado, con que se arrastran, y con otra, es aún más - con los peces; su fase de larva compone como si el tránsito entre estos dos grupos.

El mecanismo de la calavera es de un modo variado; es posible notar aquí la complicación gradual y el aumento de las formaciones de hueso a expensas de cartilaginoso y soedinitelno-tkannyh. El indicio característico de toda la clase de los anfibios son dos de la cabeza sobre la parte occipital de la calavera, que corresponden a dos hoyuelos de la primera vértebra cervical. La calavera siempre plano, ancho, las órbitas son muy grandes. El cráneo consiste de dos huesos occipitales, dos frontal, el hueso básico. En las paredes laterales de la calavera la mayoría de las veces la osificación no pasa completamente, o el cartílago en parte. Los huesos palatales son sin movimiento unidos a la calavera; a ellos, es puntual así como sobre la reja y en los huesos, están a veces los dientes. La mandíbula inferior consiste de dos o más partes y nunca completamente.

La mayoría de los anfibios conducen el modo de vida de noche, a partir del ocaso del sol y hasta mañana. Por el día muchos de ellos se cuelan donde sea en las grietas o bajo las piedras y están sin movimiento, otros usan el calor solar y pasan el día en la semisomnolencia.

A excepción de las esferas extremas polares, la rana y los sapos son difundidos por toda la Tierra, pero son más numerosos en América tropical, donde vive cerca de la mitad de todos los tipos conocidos en la actualidad. El modo de vida de las ranas es diverso, según su domicilio: viven en el agua, y a las orillas, y en los prados, en las malezas de bosque y en forma de arbusto y muy cerca la vivienda humana, en resumen, en todas partes, donde pueden encontrar la humedad y la comida conveniente.

La forma del cuerpo es es muy distinta. Los anfibios hvostatye son semejantes más a los peces, tienen el tronco, apretado de los lados, y largo la cola; a otros el tronco redondeado o plano, y la cola falta completamente. Las extremidades cerca de algunos anfibios no existen completamente, a otros son desarrollados muy flojamente, a tercero, al contrario, son fuerte desarrollados.